12 de diciembre de 2013

Atracción escondida

Fotograma de la película Casino Royale (2006)

Lidia estaba en su casa arreglándose con esmero, estaba maquillando sus enormes ojos avellana, resaltándolos todavía más, mientras su mano temblaba ligeramente. Estaba pensando en Aarón. Esa noche se encontrarían en el bar, como todos los sábados por la noche, y cada vez la impaciencia se apoderaba más y más de su cuerpo. No podía resistir esa proximidad sin acariciar su rostro, sin poder mirarle a los ojos y besar sus labios, era un martirio esconder sus sentimientos bajo una capa de cordial amistad.
Al llegar la hora de encontrarse Lidia estaba tan agitada que reía nerviosamente, su amiga Iria, apretaba su mano para que se tranquilizara. Aarón la saludó con un par de besos que ella desearía que duraran toda la vida y después se retiró rápidamente. Sus miradas se encontraban mientras todos charlaban, pero Aarón acababa rehuyéndolas y Lidia se agitaba interiormente, sufría, no sabía interpretar las señales que él le mandaba.
Cuando Aarón se levantó y salió a la calle a fumar un cigarro, Lidia se removió inquieta en el asiento, unos minutos después también se levantó y dijo que necesitaba tomar el aire. Todos permanecieron ajenos a la decisión que acaban de tomar, menos su amiga Iria, que la miró con sorpresa.
Lidia se situó al lado de Aarón fingiéndose acalorada e intentó mantener una conversación con él, se sentía absurda, insegura, ansiaba rozar con sus manos alguna parte del cuerpo que anhelaba. Clavó sus ojos en los de Aarón y se quedaron así un instante, mientras los ruidos estallaban a su alrededor en su interior se hizo el silencio. Sus rostros se acercaron lentamente y sus labios se rozaron provocando un chispazo de deseo, de hambre voraz, se derritieron uno en los brazos del otro mientras la realidad se desdibujaba y todo el mundo dejaba de existir. Cuando se separaron se rieron avergonzados, felices, radiantes. Sabían que habían traspasado por fin la línea más incómoda, la línea que separaba sus cuerpos.



Atracción escondida es un relato de Patricia Mariño.

Puedes hacerte seguidor del blog de Patricia aquí: losrelatosdepatri
También puedes seguir a Patricia en Twitter: @Yavanha y en Facebook

Si te ha gustado el relato o quieres comentar algo, te animo a que dejes un comentario.

1 comentario :

  1. Me ha encantado! Ahora mismo voy a cotillear un poco a Patri.
    Un saludo!

    ResponderEliminar